30 de marzo de 2017

Sábado 1/4: A 4 años de la inundación, seguimos construyendo cultura solidaria

Sábado 1/4 desde las 16 hs.

* Feria
* Muestra fotográfica
* Música en vivo
* Intervención sonora
* Panel de la memoria

¿Te acordás dónde estábamos? La pregunta nos lleva 4 años atrás. En la voz de cada una, de cada uno, surgen miles de historias. De aquella noche, del día después, de los días que siguieron. De quienes el agua llegó literalmente hasta el cuello, de quienes zafamos pero despertamos en una ciudad arrasada.
Abrimos los ojos, el agua nos empujó a la vereda, y nos reconocimos en la vecina, en el vecino, con quienes muchas veces ni nos saludamos cuando la vida de la ciudad parece normal. Lo común comenzó a ser ¿cómo estamos? Los lugares comunes transformados. El encuentro. El hacer juntas y juntos, confiar en nuestras fuerzas. Los lugares de encuentro, los espacios que creamos y en los que creemos.
Así el Olga, como muchos otros centros, se fue poblando de gente en aquel abril de 2013. Cientos de personas se acercaron para ofrecer lo que tenían, pensando en lo que miles necesitaban. Otras tantas ordenaban, seleccionaban, pasaban de mano en mano y cargaban lo recolectado en algún transporte para facilitar la distribución en distintos barrios. No queríamos intermediarios, nosotras y nosotros nos organizamos, formamos las brigadas y fuimos adonde había que ir. Movernos, salir y romper el aislamiento. Nos pusimos a hacer radio para escuchar las voces que denunciaban el desastre y convocaban a hacer. Testimonios para romper el silencio. Y empezar a analizar los porqués.
Esa solidaridad que venció al individualismo nos juntó, y fue lo que más circuló de barrio en barrio. ¿Ayuda? Sí. Pero no de arriba. No para después tener que devolver favores. Organizarnos sin esperar a que funcionarios del estado dieran alguna respuesta. Un estado ausente, decíamos entonces, pero no por falta de decisiones políticas, sino como consecuencia de ellas. Porque no fue una catástrofe natural. Hay responsabilidades políticas en los cambios que sufren la tierra, los arroyos, el clima, el ambiente. En favorecer los negocios inmobiliarios y la especulación de los empresarios que transformaron la región para siempre. En la falta de obras públicas y de iniciativas que promuevan el derecho a la ciudad.
Un estado que durante y después de la tormenta no se ocupó de las víctimas. Que lo único que le interesó fue minimizar el número de muertes y activar toda su maquinaria para entorpecer investigaciones y evitar que se hiciera justicia.
Entonces, seguir en la calle. Expresarnos de todas las formas posibles. Agitarnos y decir que no olvidamos. Construir la memoria colectiva y continuar con la exigencia de justicia.
En estos 4 años siguieron siendo los espacios sociales autogestivos adonde la gente se junta y practica la solidaridad. Los clubes, comedores, centros culturales, que continuamos vivos a pesar de intentos de clausura, tarifazos y campañas que promueven la desconfianza entre vecinas y vecinos.
El Olga es uno de esos lugares. Abrimos las puertas todos los días porque queremos un mundo donde lo normal no sea encerrarnos y desconocer lo que pasa a nuestro alrededor. Necesitamos que el Olga siga abierto y en actividad permanente. Por eso iniciamos una Campaña por la expropiación definitiva, para que este edificio continúe siendo un espacio recuperado de la ciudad. Hoy necesitamos la solidaridad de todas y todos para que las autoridades provinciales no obstaculicen la gestión del lugar por parte de las organizaciones que lo sostenemos desde hace más de 13 años.
Convocamos nuevamente a acercarnos, informarnos, participar y sumarnos para seguir construyendo cultura solidaria.

Centro Social y Cultural Olga Vázquez
¡Por la expropiación definitiva!

No hay comentarios: